UNA CUARENTENA ACTIVA


     - Lea. Esta es la oportunidad de terminar el libro que tiene por ahí.

     - Baile. Estar en casa requiere de buena actitud y movimiento.

     - Duerma. El sueño es un buen amigo de la salud. Acuéstese más temprano.

     - Prepare recetas saludables. ¡Cuidado con el peso! Muchas veces estar en casa puede hacernos comer de más.

     - Póngase al día con las series. ¿Le faltaba tiempo para este gusto? ¡Ahora lo tiene, pero no se exceda!

     - Aprenda. Es un buen momento para ver videos online donde pueda desarrollar o mejorar destrezas.

     - Sea creativo. Hurgue en su memoria y recuerde lo que le gustaba hacer antes de la época del internet. ¿Rompecabezas? ¿Pintar? ¿Spa casero?

     - Ponga orden. Limpiar gavetas y ordenar clósets puede ser terapéutico. 

     - Manténgase activo. Un hula hula, una bici estacionaria, un remo, una cuerda para saltar. Hay clases de zumba online.

El estar en casa no significa aburrirnos ni estancarnos. ¡APROVECHEMOS todos los recursos disponibles de nuestro hogar!